Cómo hacer crepes. Receta tradicional, facilísima y perfecta para rellenos dulces y salados

Dulces o salados, en cualquier momento del día y con el relleno que más se te antoje. Preparar unos crepes es muy sencillo y no requiere que pases por la tienda

Plato de crepes / Pexels
Plato de crepes / Pexels
Plato de crepes / Pexels
Plato de crepes / Pexels

Los crepes son una masa francesa muy fina, fácil y rápida de cocinar. Comerse solo uno es prácticamente imposible. Es un plato versátil que puedes elaborar en cualquier momento sin tener que salir a comprar ingredientes específicos, porque seguro que todo lo tienes en la despensa: harina, leche, huevos, azúcar y sal.

¿Y el relleno? El que más te apetezca. Azúcar y canela, nueces y miel, jamón, rúcula, fresas, queso brie, rodajas de plátano, untados con Nutella, con crema de pistacho, de cacahuete... Cualquier ingrediente es bueno para acompañar a esta popular masa.

Eso sí, es fundamental que la masa repose. Según afirma el tecnólogo Harold McGee, "una hora o más permite que las proteínas y el almidón absorban el agua y las burbujas de aire se eleven y escapen". Puedes no respetar este consejo, aunque la diferencia es notable.

Un toque secreto opcional que nos encanta en Hule y Mantel: unas gotitas de agua de azahar, como en el roscón de Reyes, otorgarán una personalidad única con aroma familiar a tus crepes. Encontrarás más consejos al final de esta receta, y te brindamos 4 más, con firma de grandes expertos, aquí.

Información

  • Tiempo TOTAL

    1 hora 15 minutos

  • Tiempo de PREPARACIÓN

    10 minutos

  • Tiempo de COCCIÓN

    5 minutos

  • DIFICULTAD

    FACIL

  • COSTE

    € €

  • TIPO DE PLATO

    Postres, desayunos y meriendas

  • TIPO DE DIETA

    Vegetariana

  • TIPO DE COCINA

    Francesa

  • INTOLERANCIAS

    No apta para celíacos

Ingredientes (para 10 personas)

  • 300 mililitros de leche tibia
  • 125 gramos de harina
  • 3 huevos
  • 50 gramos de mantequilla
  • 2 cucharada de azúcar 
  • Una pizca de sal

Preparación

  • Haz la masa

    En un bol, añade los 125 gramos de harina, la sal y el azúcar. Haz un hueco en medio y vierte los huevos. Mézclalo todo suavemente hasta que la masa espese.

    Mezcla de harina, huevos, azúcar y sal para la masa de crepes  Pexels
  • Añade la leche tibia

    Añade poco a poco la leche al conjunto de ingredientes. Después, derrite los 25 gramos de mantequilla, añádelos al bol y mézclalo bien. Tiene que quedar una masa fluida y sin grumos. Deja reposar mínimo una hora en la nevera.

    Añadiendo la leche a la masa de crepes / Pexels
  • Cocina lo crepes

    Incorpora un poco de mantequilla en la sartén a fuego medio y cuando ésta se derrita, con cuidado de que no se queme, vierte un cucharón pequeño de masa. Asegúrate de que la masa se esparce por toda la superficie y dale la vuelta cuando el borde de la crepe coja un color dolado. Saca el crepe cuando el segundo lado tenga el mismo color y repite el proceso hasta agotar toda la mezcla.

    Crepes en la sartén / Pexels

Truco

- Engrasa la sartén con mantequilla cada cuatro crepes si tu sartén no es antiadherente.

- Cuela siempre la masa con un colador chino, así previenes grumos. Queda una crepe más suave, fina y elegante

Consejos

- Usa siempre espátula de silicona o de madera para no dañar la sartén ni el propio crepe. 

- Emplea una sartén antiadherente sin ralladuras.

- La primera crepe es la que prepara la sartén o plancha para las siguientes. Deshéchala, absorbe excesiva mantequilla.

- Si eres intolerante a la lactosa puedes cambiar la leche por una bebida vegetal.

- Si prefieres hacer crepes salados, es mejor mezclar 60 gramos de harina común con 60 gramos de harina de trigo sarraceno.